“Nuestra filosofía es muy sencilla: si yo necesito enviar un paquete de Valencia a Madrid, y tú vas a hacer un viaje en coche siguiendo el mismo trayecto, ¿qué tal si te pago una parte de la gasolina y me lo llevas?”, explica Daniel Lapesa, CEO de la compañía.

shipeer-startups-espanolas

Un nuevo éxito de la economía colaborativa: la start-up española Shipeer.

Esta idea es simple, como las buenas ideas lo suelen ser:

“Envía o transporta paquetes con los más de 26.440 usuarios activos. Ahorra dinero compartiendo tu maletero en tus desplazamientos y haciendo tus envíos en la primera plataforma de paquetería colaborativa en España.”

La compañía tiene altas tasas de crecimiento gracias a la capacidad para llevar paquetes de difícil manejo a precios muy bajos, reduciendo los precios de transporte hasta un 50% respecto a las compañías logísticas tradicionales.

Otra de las ventajas que ofrece respecto a la competencia es que permite el envío 24 horas al día, 7 días a la semana, incluyendo fines de semana y festivos, algo que las compañías de transporte tradicionales cobran como servicios premium.

El emprendedor Oscar Pierre creó en 2014 la ‘start up’ de mensajería y recadería basada en la economía colaborativa, a la que este año se ha incorporado como socio ejecutivo, Sacha Michaud, exdirector de Betfair.

Shipeer nació hace un año en la incubadora Demium Startups, y ha finalizado recientemente el programa de aceleración de Plug&Play (Silicon Valley in a box).

Hasta hoy han organizado 140.000 viajes y cuentan con 26.000 usuarios.

Debido a la buena respuesta de los usuarios y clientes, ya preparan su próxima ronda de financiación para poder posicionarse cómo una seria alternativa a las clásicas empresas de transporte como por ejemplo SEUR.

Me parece una idea muy interesante y veo bastante futuro para este sector nuevo en España. ¿Sería necesario regular la economía colaborativa?

El video sobre cómo funciona:

Martin Schenk

Martin es fundador y programador de palimpalem.com, un creador web online con más de 1 millón páginas web creadas.
El ingeniero alemán, residente en Madrid, es un apasionado desarrollador de aplicaciones web en su propio pequeño taller de programación www.martin-schenk.es